Rutas e itinerarios turísticos para potenciar la identidad del destino

Las  rutas turísticas o itinerarios interpretados constituyen una estupenda vía de comunicación de atractivos naturales o cultura. Designadas por instituciones gubernamentales, podemos extrapolar este concepto al desarrollo comunitario en su vertiente más local.

Desde Cidecot confiamos en que los propios ciudadanos puedan pasar de ser meros espectadores a ser los coautores de su experiencia en la cultura. Todo un desafío para las instituciones gestoras de la cultura y del patrimonio tradicional.

No hay duda de que el Patrimonio es un bien comunitario, por lo que las medidas adaptadas deben partir de la necesidad de la comunidad por consolidad su cultura y poder transmitirla. Se persigue el ideal de “patrimonio vivo” y de desarrollo sostenible, como parte de un proyecto cultural para alcanzar un proceso económico que incorpore cohesión  social y fijación de la identidad cultural de las poblaciones implicadas.

Podemos analizar diferentes enfoques de organismos reguladores que llevan a cabo la conformación regulada de Itinerarios interpretados:

  • Itinerarios Culturales Europeos:  Se considera itinerario cultural a los caminos entre sitios de particular interés. En ocasiones son vías históricas, pero no solo se trata de rutas turísticas: son un patrimonio vivo, que se basa en el enriquecimiento mutuo del intercambio y facilita la conciencia de una identidad europea común.
  • Comité internacional de Itinerarios Culturales:    Desde el ICOMOS-CIIC definen los Itinerarios Culturales como singulares fenómenos históricos que parten de vías de comunicación terrestre, acuática o de otro tipo, físicamente determinadas y caracterizadas por poseer su propia y específica dinámica y funcionalidad histórica al servicio de un fin concreto.
  • Tourespaña. Concibe las rutas turísticas como “Una forma distinta de descubrir la historia, la cultura, la naturaleza y la gastronomía de España”. Se parte de un concepto más experiencial de cara a la promoción turística. Es interesante tener en cuenta la visión comercial para mejorar promocionalmente lo que ya pasaría a ser un producto turístico.

Dentro de la Mancomunidad del Curueño, encontramos varias rutas temáticas que son un buen reflejo de sostenibilidad y desarrollo de la cultura local:

  • Ruta de peregrinación de San Froilán: Cientos de personas rinden cada año tributo a San Froilán en Valdorria en la ruta de peregrinación a su ermita. Una tradición con gran valor religioso, histórico y artístico para aprender más sobre la Época medieval.
  • Ruta de la Pluma: Es un camino que basado en el especial  color de los gallos  del Curueño y el saber hacer de los montadores de mosca, quienes dedican su ingenio a lograr que las plumas se parezcan a los mosquitos que tanto gustan a las truchas. La ruta de la Pluma recorre las localidades vinculadas al gallo del Curueño, iniciando y terminando el recorrido en La Vecilla.
  • Ruta del poniente, alto del SesteaderoUna ruta  realizada por el ganado, que va desde zonas de “el sesteadero” hasta la zona de recogida del ganado en la “Fuente de los caños” y  la “casa el monte”. Todo ello con paisajes de naturaleza virgen.
  • Ruta histórica ´Ambasaguas – San Salvador´Esta ruta parte de la Iglesia de Ambasaguas, ascendiendo la loma izquierda del río hasta llegar hasta la Ermita de Santa Ana, junto al derruido Castillo de San Salvador, frente a Santa Colomba. Una ruta que integra recursos patrimoniales y la naturaleza que rodea el entorno. 

Tras analizar el concepto y algunos ejemplos relacionados con los itinerarios y la puesta en valor de recursos, nos gustaría destacar como  esta interpretación del patrimonio cultural y natural conforma un valor añadido para la actividad turística. Un trabajo que contribuye en el desarrollo a largo plazo de una manera sostenible y equilibrada. Por lo tanto, es muy interesante que de mano de los destinos no solo se trabaje en la puesta en valor de los recursos de manera aislada, sino que se intente de dar un sentido amplio y armónico que consiga transferir al visitante el concepto global de destino, sin dejar de perder la autenticidad.

 

Andres

Técnico especializado en Marketing Turístico

Facebook Twitter 

Share

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *